En este artículo no vamos a hablar de la naturaleza y consecuencias de las multas viales. Sencillamente lo haremos sobre la recaudación efectiva de la cartera de deudores morosos o no de las multas de tránsito. Si bien la Licencia Nacional ha traído algún sostén para eficientizar la cobranza se sabe que hay una parte de los conductores que aún tienen licencias provinciales vigentes y otros han decidido posponer la renovación por no poder afrontar la deuda.

En estos casos existen distintas posturas, la reactiva, municipios que esperan los vencimientos y otras, las proactivas, que teniendo a los deudores en cartera intentan recaudar los créditos. Más allá de la intención, es necesario contar con la infraestructura necesaria para concretar las cobranzas.

El enfoque usual es ofrecerle a los infractores con multas viales un Plan de Pagos tradicional, con el beneficio de que al abonar la primera cuota se los deja en condiciones de obtener la Licencia de Conducir. Según estadísticas provistas por nuestros clientes el 63% de esos planes caen en mora luego de ese primer pago, el 85% antes de la 5ta. cuota.

Para encontrar una solución definitiva a esta problemática tenemos tres herramientas clave:
1. El Webpos, consiste en una solución que permite dotar a cada Juzgado Vial de puestos de recaudación en cuotas para el ciudadano y a las 48 hs. el total para la institución.

2. El Botón de Pago, una aplicación muy simple que permite enviar por correo electrónico un boleto de pago a cualquier contribuyente. Sin que sea necesario tener una página web. Solo una conexión a Internet. El receptor sencillamente hace click en ese botón que incluye un concepto (el/los boletos de multas) y el monto total, luego la persona decide cómo abonarlo: si con tarjetas de débito o crédito, en un pago o en cuotas.

3. Si la institución cuenta con operadores telefónicos para resolver consultas, puede gestionar la cobranza en el mismo instante a través de nuestra solución para callcenters.

En todos los casos es posible abonar en 1 pago o en hasta 50 cuotas, con liquidación total a las 48 hs. de producida la transacción. Sin riesgo de mora para la institución.